Noticias Paraguay

XXVIII marcha campesina, indígena y popular contra todas las injusticias

La Federación Nacional Campesina celebró una nueva multitudinaria XXVIII marcha campesina, indígena y popular «…fue concluida con éxito y con mucha emoción expresada por el fervor y la alegría de compañeros y compañeras que se enorgullecieron por sus esfuerzos, sacrificios y militancia, por ser parte de la expresión política contra tantas injusticias sufridas por nuestros pueblo y por ser la esperanza de una patria nueva», extiende el comunicado.

Teodolina Villalba (FNC), por su parte, compartió en su discurso de cierre «Pido permiso a ustedes y a todos los pobres del Paraguay, para hablar en nombres de todos y todas de las tantas injusticias que pasamos día a día.

Gracias compañeros y compañeras por ser parte de esta Lucha Prolongada contra Todas Las Injusticias. Gracias por los sacrificios, por la valentía y el patriotismo. Gracias a todas las organizaciones por apostar en la construcción de la unidad.

En nuestro país se cometen tantas injusticias día a dia: hay desalojos a campesinos, indígenas y urbanos; persecución, criminalización y encarcelamiento; la producción campesina esta abandonada por el Estado y castigada por el cambio climático (sequía, granizada, tormenta, helada, entre otros), sin seguro agrícola y endeudada.

La salud esta en terapia, no hay medicamentos, los hospitales estan abarrotados. La educación esta en crisis, con escuelitas cerradas. Hay suba del precio de combustibles y de toda la canasta básica familiar. Miles de nuestros compatriotas sobreviven sin trabajo y con hambre. La juventud esta sin presente y sin futuro, miles migran en busca de trabajo.

Las mujeres son las más golpeadas por la crisis y la pandemia: miles de mujeres quedaron sin trabajo, más afectadas por la falta de salud, la violencia y el feminicidio.

Destruyen el medio ambiente con la deforestación y el monocultivo, el uso masivo de agrotoxicos, canalización de humedales y ríos, entre otros, cuyas consecuencias fueron un calor insoportable que sufrimos y las sequías, hasta el rio Paraná casi se secó.

Crece la deuda externa, con peligrosas consecuencias para el pueblo. Nuestra soberanía es cada vez más atropellada y pisoteada. Vivimos un proceso de extranjerizacion de la tierra, la entrega de Itaipú yYacyreta.

Y mientras todas estas injusticias sufre nuestro pueblo:
EL CONGRESO se convirtió en un mercado donde todos se compran y se venden al mejor postor, hacen leyes en contra de nuestro pueblo; protegen la narco política y la mafia organizada.

EL PODER JUDICIAL es el símbolo de la Injusticia, la corrupción e impunidad.

LA FISCALIA se convirtió en súper poder, instrumento de la criminalización y persecución a luchadores sociales. Ordena desalojos y atropellos a comunidades, mientras protege larifundios, a la mafia, el contrabando, la corrupción, la narco política y el crimen organizado

EL PODER EJECUTIVO ES VENDEPATRIA. Todas sus políticas son contra el pueblo y de entrega de nuestra soberanía. Ofrece migajas, asistencialismo y represión para el pueblo y todo para los ricos.

Por todo esto, en el 2023, no tenemos que dar ningún voto a estos vendepatria que nos hacen pasar todas estas injusticias. Y preparemonos Paraguay para elegir en el 2023 a nuestros verdaderos representantes políticos«.

FEDERACION NACIONAL CAMPESINA EN LUCHA DESDE 1986


En 1986, 10 años después de la gran represión de la dictadura stronista, se formó la Coordinadora Nacional de Productores Agrícolas (CONAPA), que fue una instancia de reagrupación del campesinado tras la brutal represión, para seguir luchando por una sociedad diferente. Tras la caída de la dictadura en el 89, mediante la experiencia de la CONAPA, en 1991 surgió la FNC.

A partir de la caida de la dictadura comienza la transición hacia la democracia, y la FNC declara sus principios como organización democrática, clasista y combativa. La lucha por la tierra para la FNC es la lucha directa del campesinado pobre contra el latifundio y por la reforma agraria, que posibilite el desarrollo del país.

La reforma agraria es requisito inexcusable para acabar con la estructura dependiente, latifundista, el atraso y la gran expoliación monopólica, que hacen imposible una economía e industria nacional en función de los intereses del conjunto del pueblo paraguayo.

Si el primer objetivo de la FNC es procurar la tierra, el segundo es producir para arraigar y no perecer de hambre. La política de autosostenimiento y defensa del lugar ocupado se expresa en la consigna “Ocupar, producir, resistir”.