ArticulosMúsica

Un día como hoy Bob Marley nacía en Jamaica

Al sexto día del mes de febrero de 1945 en Mile, Jamaica, se da el nacimiento de Robert Nesta Marley, mundialmente conocido como Bob Marley, figura central de la música reggae ligada al movimiento rastafari.

¿Su música era poesía? ¿Un llamado a un cambio universal hacia el amor y la paz? La canción “One love” fue elegida himno por la revista Time. Su álbum “Legend” (1984) vendió alrededor de 20 millones de copias. Mucho se ha dicho de su música, que a su vez, es aire, es naturaleza, es reflexión, son ornamentos de cabelleras en dreadlocks, son banderas en las canchas, texturas de tatuajes sobre la piel, pipas, hojas, marcas de café, inspiración para nuevas agrupaciones de reggae ya en su mix con el pop actual, ramificando al reggae hacia el infinito, en aquel sueño de amor y paz.

Su mamá Cedella “Ciddy” Booker -se casó con Norval Sinclair Marley, un jamaiquino blanco de ascendencia inglesa- cuenta que Bob Marley, de niño, leia las manos “quizás él veía desde su inocencia más de lo que podemos llegar a ver los adultos con nuestra experiencia”.

Con tan solo 15 años ya formaba parte de un grupo vocal junto a otro grande del género, Peter Tosh. En 1962, Jimmy Cliff lo invita a grabar su primer álbum. Ya conformado The Wailing Waillers (Gritos de Protesta) graba más de veinte discos que rebosaron de hits entre 1963 y 1967, año en el que abraza el rastafari como religión.

Bob Marley con Mick Jagger y Peter To.

En 1972 Bob Marley bajo Island records editan “Catch A Fire”, su primer LP. Luego vendría su gira por Reino Unido y América, estrena “Burnin” en 1973, que incluye la obra de Eric Clapton, “I Shoot The Sheriff”. Entre cientos de éxitos, también se pueden nombrar “Redemption Song”, “One Love”, “No Woman No Cry”, “Get up, Stand up” . Su música recorre ampliamente el folclor jamaiquino, el Rhythm and Blues, el rock steady y el soul americano. Su concierto en el Ball Room de Londres, está catalogada como uno de los mejores conciertos de aquellos días.

Bob Marley era fanático de las bandas de punks inglesas del 77, esto se comprueba en el Lado B de “Jammin’”, en “Punky Reggae Party” nombra a The Clash, Damned, The Jam, entre otras. Agradeciendo el cruce de crestas y rastas en cuanto a enfrentar la crisis económica desde la música.

También era fanático de las mujeres, en el espectro de Don Juan ya que su misma esposa aceptaba su “las mujeres son mi único vicio”, su larga lista de amantes incluyeron a la Miss Universo Jamaica de 1976 Cindy Breakspeare y su fotógrafa de tours, Esther Anderson. “Bob me llamaba para sacar a las mujeres de su habitación” comenta Rita en una entrevista realizada para una revista estadounidense, a ella le dedica la canción “No Woman, No Cry”, escrita cuando viajaba de Jamaica a Inglaterra para el tour Burning. Bob Marley y Rita llegaron a criar 13 hijos según la biografía autorizada escrita por la mujer.

Luego de un partido de fútbol, donde un contricante le propinó una pisada en el dedo gordo del pie derecho, la lesión abrió las puertas a un melanoma. Bob Marley se despidió de este lado del mundo en el Lebanon Hospital de Miami USA el 11 de mayo de 1981 a raíz de un cáncer, fue enterrado con honores en Jamaica. El Primer Ministro de Jamaica de aquel entonces, Edward Seaga, dijo: “Un hombre así no se puede borrar de la mente, es parte de la conciencia colectiva de la nación”.

Muchas frases y estrofas de canciones podríamos citar, pero vale más recordarlo con “Mi música es para siempre. Quizás puedan decir que soy un iluso, pero mi música es para siempre”. Que siga sonando el buen reggae.