Actualidad

The Queen’s Gambit: curiosidades de la nueva serie de Netflix

Netflix estrenó recientemente una serie llamada The Queen’s Gambit, la misma cuenta la historia de una niña huérfana que se convirtió en una gran maestra y campeona de ajedrez.

The Queen’s Gambit lleva ese nombre tomado de una maniobra estratégica de ajedrez profesional. Es con este nombre que la serie ya dice y adelanta a qué vino: a jugar.

Elizabeth Harmon, interpretada por la actriz inglesa-argentina Anya Taylor-Joy, pierde a su madre en un accidente automovilístico en su infancia. Entonces Beth se va a vivir a un orfanato católico, donde le presentan una especie de tranquilizante -pastilla para dormir-. Los cuidadores les dieron estos tranquilizantes verdes a los niños para que se mantuvieran más tranquilos durante el día. Pero, Beth dejó las suyas para tomarlas por la noche, antes de irse a dormir.

En un día de escuela común y corriente, Beth toma las gomas de borrar para ir a limpiar las mismas fuera del aula, cuando encuentra al conserje en el orfanato jugando al ajedrez consigo mismo. Entonces, Beth le pide que le enseñe a jugar y con gran resistencia el portero acepta. Pronto, comienza a fantasear con jugar ajedrez.

De joven, Beth es adoptada y luego comienza su viaje como jugadora de ajedrez profesional. Beth, encarnaría a la única mujer que participa en torneos en los Estados Unidos, necesita desafiar los prejuicios y el sexismo presentes en las competencias, mientras lucha contra su adicción a las bebidas alcohólicas y medicinas.

Una de las cosas que llama la atención durante la serie es la evolución del vestuario de Elizabeth Harmon, la protagonista. La serie muestra ambientaciones en la década de 1950-70, desde cuando Beth estaba en un orfanato, luego conocería todo Estados Unidos y la fama la llevaría a Rusia.

La nueva serie de Netflix tiene aplausos de la crítica, así como comentarios en redes sociales por parte de jugadores profesionales de ajedrez. Por ahora, sería solamente una temporada confirmada. A disfrutar la misma hasta el próximo juego.