Ciencia

Kepler 452b: el planeta casi gemelo de la Tierra

Su nombre es Kepler 452b y fue revelado recientemente por la NASA como uno de los resultados de la misión del telescopio Kepler, el cual está en búsqueda de planetas semejantes a la Tierra fuera de nuestro sistema solar.

Kepler 452b es cinco veces más grande que la Tierra, con un “Ecuador” de dimensiones 60% mayores y también más antiguo: tiene más o menos 6 mil millones de años más que nuestro planeta. Su año dura 385 días, tiene temperatura ideal para la existencia de agua, su luz proviene de una estrella muy parecida al Sol… se trata del planeta más parecido al nuestro y bien podríamos habitarlo en caso de que echemos a perder –más- la Tierra… sólo que hay un pequeño detalle: está ubicado a 1400 años luz de distancia, en la constelación conocida como Cisne.

Aunque se ha determinado que Kepler 452b tiene la temperatura ideal para permitir la existencia de agua en su superficie, aún no se sabe realmente cómo son las características de ésta. El New York Times señala que no se ha conseguido saber si se trata de un planeta rocoso –como Marte o la Tierra-, o un planeta gaseoso, sin superficie sólida como es el caso de Saturno y Neptuno. Como el planeta “gemelo” tiene bastantes años más que la Tierra, tiempo que pasó en la zona habitable de su estrella, especialistas sugieren que en todo ese tiempo hubo la posibilidad del surgimiento el desarrollo de vida, en caso de que existan condiciones para tal.

La conferencia de prensa en que la NASA presentó los nuevos planetas, coincidió con el 20 aniversario del descubrimiento del primer planeta fuera de nuestro sistema solar, el cual orbitaba en una estrella semejante al Sol. El descubrimiento fue hecho por los científicos de la Universidad de Ginebra, Michel Mayor y Didider Queloz.