Tecnologia

Juegos Olímpicos 2020: Japón prepara sus redes 5G

La competencia por quién liderará el mando por la nueva generación 5G aún sigue en pie, luego de que Finlandia sea el primer país en lanzar la red comercial más rápida hasta el momento, Singapur ha lanzado prototipos y otros países como China, Japón y Estados Unidos trabajan en construir más torres telefónicas y operadores capacitados que puedan sostener la increíble velocidad de las redes 5G.

El futuro en donde las ondas inalámbricas son lo suficientemente eficientes y veloces como para dirigir un auto, comunicarse con otros aparatos tecnológicos y comprender semáforos inteligentes ya es un hecho. La 3GPP, la Organización Internacional que regula los estándares de la comunicación móvil aprobó las especificaciones en la versión New Radio, significa que el 5G será independiente y no necesitará redes existentes.

Japón es el país que más se encuentra invirtiendo en la industria, ya que es uno de los primeros en adoptar redes inalámbricas de alta velocidad es por eso que compite por liderar la implementación de las red 5G.

Las compañías Nikkei Asian Review, NTT DoCoMo y Sohgo Security Services demostraron su servicio de seguridad avanzado basado en tecnología de red 5G en la prueba para los Juegos Olímpicos del 2020 cuando dieron una prueba de inteligencia artificial haciendo que un avión no tripulado con una cámara HD 4K vuele.

Además, la compañía coreana Samsung colaboró con la empresa de telecomunicaciones japonesa KDDI para probar el 5G en los trenes de alta velocidad y mejorar la experiencia de los pasajeros, en su prototipo se incluye 8K de descargas de video y 4K de cargas de video mediante imágenes.

A parte de la tecnología que llegaría a los automóviles, celulares y computadoras también se atribuiría este avance a la atención médica, se ayudaría a mejorar el video de banda ancha que utilizan los médicos para realizar cirugías. Desde el 2020 las industrias ya poseerán reglas oficiales para la implementación y fabricación de hardware, infraestructura, chips, módems, smartphones y antenas 5G.