Videojuegos

Journey: juego relajante con muchos secretos para PS4 y PC

Journey es el tercer juego de los creadores de flOw y Flower, desarrollado por la compañía estadounidense Thatgamecompany, para PlayStation 3, PlayStation 4, PC y dispositivos iOS, estrenado en 2012 para PlayStation Network. La trama describe la travesía de un viajero a lo largo de un extenso desierto para llegar a la cúspide de una montaña, mientras explora vastos desiertos y antiguas ruinas en un emotivo viaje para descubrir los secretos de una civilización olvidada.

Es una aventura en la que se explora preciosos paisajes desiertos con una figura encapuchada. Hace ocho años su impacto fue enorme, y su influencia aún se nota en decenas de juegos indie hoy día. No hay combates, tampoco hay personajes con los que hablar ni cuadros de texto de ningún tipo, toda la interpretación se la deja al jugador. Lo que sí hay es un componente multijugador cooperativo, muy diferente a cualquier otro juego.

El objetivo es avanzar hasta una montaña que se vislumbra en el horizonte y descubrir los misterios que guardan las ruinas y cuevas. La pregunta más repetida es ¿cómo se juega? ¿Qué hay que hacer? El encapuchado personaje tiene apenas un movimiento para flotar y saltar unos breves instantes en el aire, indicados en el tamaño de su bufanda. La prenda de ropa se extiende más y más según recogemos unos símbolos del escenario, unos visibles y algunos un poco ocultos, pero siguiendo la filosofía de evitar casi cualquier momento estresante, no es un coleccionable vital.

En algunos tramos se trata de nada más y nada menos que de disfrutar del paisaje o de la parte zen, la fluidez del control que ya exploró flOwer. En otras secciones hay que activar algún tipo de interruptor que abre nuestro camino interactuando con objetos del escenario. No hay muertes, y el juego se puede superar en algo menos de tres horas, una sesión de juego que se recomienda hacerla de un tirón.

Journey se convirtió en un éxito de críticas y casi más sorprendente, de ventas. Para este juego, Thatgamecompany apostó por algo más ambicioso que el juego protagonizado por un pétalo al añadir, además de una pequeña historia que se narra con pequeñas secuencias de tapices, una función online multijugador.