MúsicaTop

Into the Wild, 10 años del soundtrack de Eddie Vedder

Pocos soundtracks se fusionan tan bien con la película en cuestión, e Into the Wild compuesta casi en su totalidad por Eddie Vedder para el largometraje dirigido por Sean Penn, fue un acierto hace 10 años cuando fue lanzado un 18 de setiembre de 2007, y lo sigue siendo.

La historia de Into the Wild, basada en el libro homónimo de Jon Krakauer sobre Chris McCandless y su aventura recorriendo Estados Unidos para llegar a Alaska, enajenado de lo mundano, la sociedad y las normas que esta impone, resuena desde los noventas. Tal vez sea esta la razón por la que Penn haya decidido llevarla a la pantalla grande, invitando a Vedder a componer algunas melodías para el filme.

Un trabajo de ida y vuelta a la par en el estudio, luego de que Vedder haya visto una parte de la película en bruto cedida por su amigo Sean, permitió que salieran 11 tracks (más 3 bonus) que además del soundtrack, conformarían el primer disco solista de Eddie.

El espíritu de Alexander Supertramp (seudónimo de McCandless) y su historia no pudieron estar mejor representadas en estas once canciones. Tanto película como música se fusionan para recordarlo con melancolía, para inspirarnos, para despertar ese ser aventurero que llevamos dentro y a animarnos a más sin pensar demasiado. Ese ser aventurero no en el sentido de dejar todo atrás e ir a recorrer el mundo, sino de buscarnos a nosotros mismos haciendo lo que nos gusta, buscarle un sentido a nuestras vidas.

¿Es esto lo que Alex estaba buscando? Es casi imposible no llenarse de intriga sobre este ser que decidió dejar todo para terminar sus días en los bosques de Alaska, tocando a varias personas a lo largo de su viaje con su peculiar manera de pensar acerca de cómo funciona el mundo y su gente.

Es esto lo que nos dejan las melodías de Eddie Vedder con su característica voz, haciendo de cada tema con sus letras una herramienta para contarnos lo que movía y motivaba a McCandless, casi como dejándonos con esa duda e incertidumbre luego de leer el libro o haber visto la película. Una banda sonora perfecta y atemporal, que nos recuerda por qué estamos acá.

“La felicidad solo es real cuando se comparte”. – Chris McCandless.