Conciertos

Flou desató un vendaval sonoro en la presentación de su Universo Inverso

Esta vez la adversidad del clima no pudo contra la batahola apabullante de Flou, en un show impecable de principio a fin en donde la agrupación presentó su cuarto material en estos 15 años de vida ininterrumpida. Una muestra tangible de cuáles son los resultados cuando los deberes están bien hechos. El show lanzamiento contó con el apoyo de Personal.

Si ponemos en consideración el antes y el después de los shows en vivo de una agrupación nacional como Flou nos resulta difícil remontarnos a aquellos primeros años en donde cada concierto era sinónimo de equilibrismo sobre minúsculos escenarios de algún antro del microcentro como el siempre recordado Mr. Jones y otros boliches en donde las bandas emergentes de finales de los 90 tenían su prueba de fuego ante un público que era convocado por la fuerza congregante del “de boca en boca”.

Hoy, las reglas de juego son básicamente las mismas pero con nuevas herramientas que mucho tuvieron que ver con la evolución y el resultado actual de una agrupación que alcanzó estándares superiores a la media del mercado del rock latinoamericano de nuestros días. Es así que, tras idas y vueltas, el sábado último finalmente se concretó la mudanza del escenario del evento al complejo Textilia ante la previsión de inestabilidad climática, medida acertada para la configuración y el montaje de un espectáculo de proporciones técnicas bastante inusuales para bandas locales.

A pocos minutos de las 22 del sábado subía al escenario Flou con Walter Cabrera en la voz, Guillermo Gayo en la batería, Bruno Ferreiro en guitarra y Federico Wagener en el bajo, estremeciendo los acordes de Otra escena con el acompañamiento de las voces de un público infalible y los destellos de cuatro pantallas LED a manera de telón de fondo, un detalle más que acertado e innovador dentro del concepto audiovisual del espectáculo.

Con Dejar atrás la banda dejó entrever la dirección compositiva que tomaron en este nuevo material, en un tema asentado sobre un riff pegadizo en la guitarra de Ferreiro con cierta reminiscencia al groove metal. Le siguieron En el silencio, Contra el viento y Sueño en complicidad, una delicada composición que aporta un matiz interesante al material grabado en Kamikaze Records y Supernova Studio por el ingeniero Luciano Lucerna y el productor Luciano Farelli.

Ante todo, el espectáculo pintó de manera acertada el tono oscuro predominante en Universo Inverso, un disco en donde la agrupación retrata el resultado de la búsqueda de una nueva identidad con elementos que renovaron su sonido característico. Un material con letras que nos transportan a un plano onírico en donde las líricas envuelven una narrativa de corte intimista.

En las casi dos horas de show, Flou no dejó espacio para la duda y dejaron retumbando la totalidad de Universo Inverso con picos de euforia como en la cruda y potente En mil pedazos, que fue coreada por la multitud al igual que la mayoría de los temas que integraron el setlist. Ya sobre el cierre no faltaron los clásicos y siempre solicitados Delirio, A tu lado y Si pudieras esperar.

Universo Inverso sonó potente, irreverente y arrollador. Un espectáculo bien montado y con todos los detalles ajustados que sirvieron de marco para una fiesta en donde se cosecharon los mejores frutos. Si te lo perdiste, siempre podés darle Play al disco completo en Spotify.